Los 2.000 habitantes de Galerazamba buscan la ‘tierra prometida’ con agua potable y empleo.