A pesar de los roces con el Gobierno de López Obrador, que considera las operaciones de la Agencia Antidrogas como una afrenta a la soberanía, el arresto confirma la colaboración bilateral